Cuerpo Budista

El Cuerpo Budista o el Cuerpo del Buda es un tema complejo para ser presentado, ya que se trata de las leyes de manejo de las vibraciones o del sonido. Pero debido a que hay tantas interpretaciones de lo que es el budismo o diferentes puntos de vista sobre cómo se debe entender, resulta que cualquier percepción de este sistema merece existir.

Hablando del Cuerpo Budista, en realidad tenemos que hablar sobre el Cuerpo Tibetano, ya que el budismo tibetano trajo una comprensión especial de las ideas del budismo y del mismo Buda. Sin embargo, ya que el mismo budismo tibetano utiliza el concepto “Cuerpo de Buda”, centraremos la comprensión de este cuerpo como Cuerpo Budista y no como Cuerpo Tibetano.

Teniendo en cuenta que en la base de la doctrina de cualquier enseñanza está el conocimiento sobre el cuerpo humano, debemos apoyarnos en el tratado de cuatro partes “Chzhud-shek”, que comprende el cuerpo humano como uno de los estados más elevados de nacimiento, capaz no sólo de representar a su ambiente interno, sino también de hacer algo con ello. Si bien, cada uno tiene su microcosmos (siete tipos), “Chzhud-shek” indica la idea del Cuerpo Perfecto o el Cuerpo de Buda.

El Cuerpo Budista es una condición que se debe conocer con el fin de penetrar en las leyes del Espacio de Diamante.

Para penetrar en estas leyes se aprende el Tantra budista, que contiene los cuatro lotos del Cuerpo Budista: blanco, amarillo, rojo y verde. Ellos expresan las cuatro vías de transformación, que vienen de la capacidad de la mente para aprender.

El Cuerpo Budista es cuerpo de la mente, el cuerpo de la mente es un cuerpo de luz, el cuerpo de luz es un cuerpo de sonido que se representa por los ocho gauri. Por lo tanto, podemos decir que el Cuerpo de Buda se compone de ocho partes y cada parte se caracteriza por una cierta vibración. También podemos decir que el Cuerpo de Buda es el Cuerpo de Tantra y su comprensión tiene que realizarse precisamente a través del Tantra.

 

730
top