Maestro

¡Oh, gran experimento con la humanidad! ¿Cuándo terminarás? ¡Oh, Santo Grial! ¡Esto no es el fin del misterio, sino sólo su comienzo! En este mundo inestable, ¿hay alguien quien pueda pensar realmente? ¿Cómo sucedió que la onda divina nos enclavó en la tierra inglesa, para que al final aprendamos a distinguir la luz en la medida y en el volumen, que nos dan la comprensión de este mundo?

Inglaterra es un lugar donde no es necesario estar en conexión con lo divino, puesto que ya es divino. Al permanecer en unidad con la fuerza viva, real, percibimos el verdadero fruto del conocimiento conforme a la esencia creada. No debemos ir en busca de algo nuevo, debemos asumir lo que tenemos. Es necesario un Maestro efectivo y no un pastor que apela a la fe. Únicamente el Maestro nos puede impulsar hacia una búsqueda real. Lo que una persona común y corriente comprende como día y noche, para el Maestro es la Ley de la atracción universal. Justamente por esa razón se creaban las comunidades secretas y las órdenes, para cultivar y desarrollar Maestros que poseyeran el impulso de la propia consciencia, capaces de dar al novicio la orientación verdadera.

Y aquí no hay nada especial; hay sólo lo correcto. El Maestro no depende de títulos y carismas de salvación; él permanece en una plenitud inseparable de la vida. Tal vez, todo cambiará a su debido tiempo, pero no ahora. La tarea del Maestro no es la de complacer a Dios, sino la de conocerlo. Entre callejones y callejuelas empedradas, entre ríos y pantanos, el Maestro encuentra lo que determina su grado, su nivel. De acuerdo con la alta teología, con derecho esperamos del Maestro los testimonios superiores. Inglaterra llegó a ser el lugar que formó la esencia del Maestro, o también se podría decir, la Enseñanza del Maestro.

Cualquier ascenso o caída ya es un conocimiento secreto. Un conocimiento que explica por qué la gente puede ascender y por qué puede caer. Y a pesar de todas las circunstancias que pasan en nuestra vida, de hecho, tenemos sólo dos opciones: caer o ascender. Cualquier intento de evitar la caída sólo aumenta esta caída.

El Maestro es el representante de un conocimiento real. La idea del secreto de los conocimientos está creada por la actitud misma del hombre, cuando crea misterios para eludir la comprensión. Cualquier diversidad es regulada por nuestro espíritu, nuestro corazón y, a menudo, esta diversidad es nada más que diferentes tipos de uniformidad. Si queremos conocer nuestro ser más profundo, entonces debemos hablar de las cosas sin alegatos ni deseos, sino con intento para que podamos testificarlo también después de muchos siglos.

Es imposible mostrar el Camino hacia el sacramento del Altar; debemos limpiar nuestra mirada y entonces veremos que nuestro mundo está constituido por una numerosa cantidad de iniciaciones: ya sea un lugar, un montículo, una arquitectura sagrada o una acción sagrada. El Maestro es un misterio en sí mismo y esto le distingue de mucha gente escondida detrás de la modestia sentimental. Es muy importante aceptar esto, de lo contrario se pueden malgastar las fuerzas espirituales en una fidelidad populista.

El Maestro nunca impone un interdicto sobre la gente a la que enseña. Esto es demasiado fácil y trivial. El Maestro está lejos de las tendencias de moda y órdenes secretas. Su sacramento es su camino, por lo que es importante estudiar el lugar y considerar los conocimientos a través de la determinación de ¿a través de qué puerta nos acercamos a ellos?

De esta manera, Inglaterra se convirtió en el lugar de la fusión de Oriente y Occidente, visto desde el punto de la formación no sólo del Maestro, sino también de los aprendices. Es un lugar donde aprendieron el arte de la escuadra y el compás y no simplemente a usarlos. De lo contrario, ¿cómo nos podrían hablar de los tesoros místicos de Basora?

 

18 marzo 2014

Enviar a un amigo


Share |
Nombre:
E-mail:
Nombre del amigo:
Mail a un amigo:
Mensaje:
Ingresar símbolos en la imagen:
Ingresar símbolos en la imagen


7 0
| 251 visto |
Etiquetas:

Imprimir
top
Notice: Undefined index: GetCode in /home/olegcherne/public_html/common/descriptor_parser.inc.php(191) : eval()'d code on line 5