Laboratorio del cuerpo

Es imposible conocer el mundo sin perfeccionar la cosa con la que vamos a conocerlo. La condición para la consciente percepción, vivencia y conocimiento del mundo, igual que la reacción a él, está determinada por la matriz de la persona, que de hecho es el cuerpo. El cuerpo humano es un recipiente espectral, que posee diferentes características vibratorias en las que el parámetro básico es la consciencia que crea el “ser humano” en una persona.

Así que, cuando estoy hablando del cuerpo, me refiero, sobre todo, al cuerpo del cerebro. El siguiente cuerpo importante es el cuerpo de los sentimientos que determinan la calidad de nuestras vivencias. Luego es el cuerpo del espíritu que determina el ritmo de interacción de la energía y en consecuencia, su capacidad de fortalecerse o destruirse.

Independientemente del modo de tratar nuestro cuerpo, él es la condición de nuestra existencia y crecimiento. Al conocer el cuerpo, conocemos no sólo a nosotros mismos, sino también al espacio en el que vivimos, la cultura que representamos. Es importante saber esto, no solo desde el punto de vista de nuestra propia existencia, sino también de la capacidad de percibir el mundo más espectralmente. En efecto, incluso según el territorio que habita, la gente representa diferentes esfuerzos en el cuerpo que predeterminan el comportamiento de una persona. Pero si hablamos del desarrollo del cuerpo, entonces, ¿cómo podemos desarrollarlo sin comprender las condiciones y las leyes bajo las que vive?

El cuerpo del ser humano es un pequeño Universo, espejo de las transformaciones cósmicas, un recipiente misterioso a través del que se irradia el poder del espacio. Esta idea místico-filosófica del cuerpo humano era propia de muchas culturas antiguas del mundo.

Hoy en día, desde el punto de vista de la ciencia el cuerpo humano parece minuciosamente estudiado, pero cuánto más los científicos se están profundizando en su estudio, tanto más afectan la perfección de su estructura. Es una herramienta única, que tenemos inherente desde nacimiento, un don inapreciable que contiene un potencial inagotable…

Pero en realidad, la naturaleza nos presenta nueve tipos de cuerpos conforme a las características energéticas de las transformaciones del cuerpo sutil y sólido. De acuerdo con esto, diferentes etnias de matriz formaron el concepto de uno u otro cuerpo básico capaz de ser orientado al espacio intemporal.

Recomiendo también informarse más sobre el tema en la sección “Laboratorio del cuerpo”.

 




02 diciembre 2013

Enviar a un amigo


Share |
Nombre:
E-mail:
Nombre del amigo:
Mail a un amigo:
Mensaje:
Ingresar símbolos en la imagen:
Ingresar símbolos en la imagen


3 0
| 187 visto |
Etiquetas:

Imprimir
top
Notice: Undefined index: GetCode in /home/olegcherne/public_html/common/descriptor_parser.inc.php(191) : eval()'d code on line 5