Concentración

La concentración es uno de los temas más importantes relacionados con el desarrollo humano. Sólo aquel que ha dominado la concentración puede progresar en su práctica, dado que se ha ganado el acceso al concepto de la medida. El más alto conocimiento accesible al Hombre es el de la concentración porque este es el esfuerzo con la frecuencia más alta controlada por el Hombre. Este esfuerzo le ayuda a entender no sólo su propia naturaleza sino también la de la súper-conciencia.

Una gran cantidad de personas que ya han alcanzado las más altas capacidades no siempre alcanzan la naturaleza de la concentración, ya que han confiado en los esfuerzos super-conscientes, sin alcanzarlos. El camino hacia la concentración es muy complejo puesto que requiere ir poco a poco a través de los procesos de balance, de la sincronización del cuerpo, la energía y la mente y finalmente, - a través del proceso de estructuración del cerebro, que de hecho crea la oportunidad para alcanzar la concentración.

Utilizamos a menudo la palabra concentración ¡ aunque nuestra mente está muy lejos de las verdaderas condiciones y oportunidades para el logro de esta misma! En el mejor de los casos se posee un cierto algoritmo de enfoque, que está determinado por nuestra propia naturaleza. Sin embargo, incluso si la naturaleza nos ha dotado de esa capacidad, estamos hablando de ciertos indicadores super-conscientes que ayudan a afinar nuestro cerebro. En otras palabras, obtenemos algo que no entendemos.

Principios del desarrollo de la Concentración

  • Principio del llenado
  • Principio de la sincronización
  • Principio del enfoque
  • Principio de la estructuración
  • Principio de la sintonía
  • El principio del llenado


El llenado está relacionado con la capacidad o incapacidad para llenar el hemisferio derecho y el izquierdo. Estamos por lo tanto, refiriéndonos a la experiencia prenatal y postnatal, que puede ser innata o desarrollada por nosotros, y que determina nuestra actividad cerebral.

Mientras que el hombre viva bajo la dependencia de su hemisferio izquierdo o derecho su cerebro funciona sólo en el nivel de la función emocional. No está centrado, lo que significa que es inestable. La inestabilidad del cerebro está relacionada con una aberración que se puede corregir fácilmente si no empieza a crecer.

Por ejemplo la gente contemporánea llena su hemisferio izquierdo con información. Sin la capacidad de centrar la mente, el hombre es incapaz de operar con esta información, es decir, no puede transformarla en conocimiento, razón por la cual la información se convierte en un elemento que alimenta las emociones humanas, en otras palabras la información se ha convertido en un estímulo para el cerebro.

Naturalmente una mente que está bajo la influencia de un determinado estímulo y es incapaz de concentrarse, no se encuentra en una posición para evaluar este estímulo. Hoy el hombre está dispuesto a creer que las emociones están relacionadas con ciertos aspectos táctiles u olfativos, sin embargo, él no puede entender que la información se ha convertido en una emoción para el cerebro, ya que este entendimiento no se subordina al conocimiento sino a la información, sin embargo, la información no proporciona verdadera comprensión.

Así, el hombre, de hecho, funciona con algo que es incapaz de entender fisiológicamente, ya que esto requeriría una transformación total de su cerebro. Lo que es interesante aquí es que este nuevo tipo de emoción provocada por la información está relacionada con el hemisferio izquierdo, y determina el carácter del comportamiento del hombre, lo que las personas tratan como el carácter consciente.

La gente cree que su mente trabaja, sin embargo ésta simplemente reacciona. En otras palabras, el hombre utiliza una mente desequilibrada y define el mundo mirando a través de un espejo que deforma. Ahora que la humanidad ya está acostumbrada a ver las cosas a través de este espejo así, ha entrado en la tierra de los acontecimientos incontrolables, imperceptibles, es decir, eventos realmente incomprensibles, donde la misma frase "yo sé" es la frase más negativa en relación con el desarrollo. Porque el hombre, que es incapaz de saber, dice: 'yo sé'. ¡Y la razón de todo esto es el sistema educativo!

En esta situación no tiene verdaderamente importancia si el Hombre recibe más o menos información o si simplemente habla pavadas – él necesita recibir parte de los estímulos. De manera que hoy en día esta es la forma más eficaz para estimular a la persona y por lo tanto, para controlarla.

En el mundo moderno la información empuja la mente humana hacia el estímulo, la reacción, y como resultado es evocado un número de procesos de energía incontrolable. Tal cerebro, por supuesto, al recibir rápidamente energía a corto plazo, queda centrado principalmente en llenar, en saturar.

El funcionamiento de este cerebro se asemeja a un juego de ping-pong. Cuando una persona dice algo y otra persona contesta, tanto el que habla como el que replica están totalmente fuera de foco en el tema, porque se apoyan más bien en las respuestas de sus cerebros al sonido o a la contestación. Y un hombre que comienza a comprometerse en una práctica interna, por supuesto considera sus clases a partir de la posición de este mismo aspecto de llenado. Su cerebro determina cómo este llenado debe suceder, además que se determina en el nivel de los reflejos, en el nivel de la regulación interna que ha construido a lo largo de su vida inconsciente.

Es decir, la educación se ha convertido en una especie de modo de reflejo de la existencia de las personas, y los que realmente conocen el tema son muy pocos. El proceso educativo ha sido sustituido por la incomprensible fórmula "para algo". En primer lugar se le enseña al niño "para algo" y luego se desarrolla esta idea distorsionada, y se comienza a vivir en una mente distorsionada. Con cuanta más información una persona se llena, mayor es el desequilibrio en el esfuerzo consciente, donde la mente comienza a consumir a la persona en lugar de desarrollarla.

Toda esta situación lleva el proceso de aprendizaje a un punto muerto. Porque incluso aquellos que lo comprenden se enfrentan a la incapacidad del cerebro para percibir correctamente el material y, por lo tanto, se plantea una imposibilidad para la construcción de un sistema de comunicación que pueda ayudar a unir a la gente de un estado a otro, porque esto lleva su tiempo. Sin embargo la gente sigue viviendo en su propia experiencia en vez de tratar de aprender algo nuevo, ya que en cualquier caso, esta nueva cosa requeriría pasar un corto período de tiempo determinado, siquiera por la simple razón de que sus cerebros no están dispuestos a gastar en ella más tiempo. La única posibilidad es contar con una educación o un marco cultural que pueda hacer esto naturalmente, o algún tipo de tradición familiar.

Entonces el primer paso para entender la concentración es el más débil, sin embargo, el más importante y más difícil. Debido a que primero se debe enseñar a la persona a observar correctamente y estar atento. En un principio, la gente tiene que aprender ciertas cosas o diferentes secuencias, se aprenden cosas que nunca se han hecho antes, las que requieren más atención y observación.

De hecho, es necesario preguntarle a la persona para que recién allí comience a prestar atención a aquellas acciones que hace de todos modos, pero ahora lo haga con gran cuidado y observación. Como invirtiendo un esfuerzo inicial en su conciencia, donde la observación sería una cierta comprensión de la higiene interior de esta misma mente.

Normalmente una persona toma una ducha sin prestar atención, entrar y salir de ella es sólo un acto cuasi accidental, ahora se le propone pensar en , "Sentir el agua, el jabón, su propio cuerpo". O se le puede decir: "¿Cuántas puertas has abierto en tu vida ¿Sientes el mango, la resistencia de la puerta, o simplemente la abres?".

Este es el esfuerzo de comprensión básico, que está implicado en cualquier acción. En un principio, de hecho, el ser humano es como si estuviera en una competición con el inconsciente y el consciente. Antes ha acabado con las migajas de la mesa porque eran migajas y ahora limpia las migajas de la mesa, porque las limpia.

No sorprende que la razón principal que la gente nombra cuando explican por qué no pueden practicar y no se pueden desarrollar, es mayoritariamente que no tienen tiempo, pero en realidad la razón radica en sus bases internas y en las condiciones que, de acuerdo a un sistema, obligan a distribuir su tiempo para percibir el mundo que ya han desarrollado.

Por lo tanto, en el proceso de la enseñanza, el primer esfuerzo debe mostrar a la gente que está matando su tiempo y que, por matar el tiempo, también están desarrollando algo que está más allá de su control y que posteriormente pasará a controlarlos.

Si el hombre pudiera llevar a cabo una simple observación de dónde y cómo él pasa su tiempo, entonces en teoría, debería estar horrorizado de la gran cantidad de situaciones que promueven la condición devastadora que el Hombre ya ha desarrollado.

Examinemos una acción básica típica para cada individuo. La gente va a los restaurantes, o peor aún - llevan a sus hijos al restaurante, donde se distrae al niño con una masa de acciones innecesarias, de manera de mantenerlo ocupado, los padres le dan una Coca-Cola por ejemplo, y así es cómo el niño se acostumbra a consumir químicos. Y el individuo mismo consume determinados productos, no teniendo control sobre el proceso de cocción o la energía. Hoy en día, cuando la mayoría de la gente consume productos mutados y productos químicos, ¿cómo podemos siquiera hablar de los beneficios, o de cómo se constituye principio humano?

Y por supuesto, si una persona en esta situación comienza a comparar, o evaluar al menos (que se deriva de la atención y observación), esto no le traerá gozo, porque no le alimenta su propia satisfacción .

Si una persona no ha aprendido a cultivar su disfrute, ¿cómo habría de desearlo? Este proceso es gradual. Lo más interesante es que éste es una emoción o sentimiento humano real. Desde el punto de vista de la energía humana, las personas no poseen otros sentimientos y emociones. Las personas no poseen ninguna otra energía que corresponde a la naturaleza humana. El resto de las emociones corresponden a los animales o a la naturaleza sobrehumana.

Usted puede decir: "¿Pero por qué ¿No es cierto que no sólo contamos con otras emociones, sino que también tenemos órganos que las producen?" Sí, de hecho, mientras que la persona crece y se desarrolla físicamente como parte de la naturaleza, por lo tanto se necesita energía que es necesaria para la formación de su cuerpo. Así, en términos generales, hasta la edad de 21 años, el momento en que el cuerpo de la mujer deja de crecer, y hasta los 28 años de edad, cuando el cuerpo del hombre deja de crecer, la gente necesita estas emociones o sentimientos con el fin de alimentar a su cuerpo. Pero no hay que confundir las emociones con los sentimientos. Por ejemplo, la ira es una emoción, y la confianza o determinación es un sentimiento, necesarios para la formación del cuerpo. Pero cuando el cuerpo está formado, la persona, si es una persona auténtica, debe vivir sólo en la alegría, en el placer.

Desde este punto podemos hablar de diferentes niveles de alegría y felicidad, que tienen diferentes condiciones y mayor o menor profundidad, sin embargo esta es una condición que llena nuestras vidas. Aquí estamos hablando sólo de la forma inicial, básica, de la evaluación, que es sólo el primer paso hacia la concentración. Así que cuando una persona en este estado comienza a evaluar, todavía no está libre de la mayor parte de lo que se ha desarrollado dentro de él y esto lleva a varios estadios en conflicto en su interior.

Es decir, diferentes tipos de energía comienzan a luchar por la conciencia, creando caos e inestabilidad en el cuerpo. La sociedad no ofrece una manera de pasar de este estado a otro estado.

Por lo tanto tenemos que entender cómo podemos seguir adelante de este estado, donde ya hemos abierto los ojos, al siguiente estado, en el que podemos empezar a hacer algo.

El principio de sincronización

El segundo paso hacia la comprensión de la concentración está relacionado con la orientación: ¿qué estoy haciendo y por qué lo estoy haciendo?. La segunda etapa se relaciona también con la idea de la realización de las tareas. Este estado fija la transición de un estado a otro. Esta etapa requiere ya la idea de foco, de enfocarse. El proceso se llama sincronización e implica no sólo la comprensión de ciertas condiciones, sino también saber cómo trabajar con ellas o mejor dicho, cómo fijar las tareas que podemos trabajar.

La sincronización es cuando ya se puede trabajar en estas tareas, cuando se ha alcanzado el segundo proceso, este proceso también es básico, pero ya es real. Aquí, el nivel del esfuerzo consciente crece, es decir, este proceso se caracteriza por un equilibrio entre los hemisferios derecho e izquierdo.

El grado en que usted maneja el trabajo correctamente y colecta en este proceso (que inicialmente se verá afectado por circunstancias externas) definirá la oportunidad para la transición a la etapa siguiente. Sin embargo, lo más importante aquí es que el cerebro está dirigido hacia la tarea y puede trabajar en ella, es decir, tiene una orientación.

El principio del enfoque

El tercer proceso tiene que ver con el concepto de enfoque que difiere de la fijación en el aspecto siguiente: con el enfoque no sólo se mantiene la tarea y se depende de él, sino que también se vive en gran medida en las leyes de las tareas, y no tanto en las leyes de la existencia caótica.

El enfoque es un proceso en el que se construye cada acción. Cada acción implica una tarea, y se hace esta acción con respecto a esta tarea. En otras palabras, aquí ya tenemos el primer esfuerzo concentrado medido en el tiempo.

El enfoque ayuda a fijar la sincronización de los hemisferios izquierdo y derecho, es decir, el cuerpo se sincroniza y se ha alcanzado el estado de naturalidad en la mente. Este es ya un proceso de alto nivel, el poder de la mente es muy grande, no hay más dudas ni cosas que puedan desviar de la senda de un desarrollo gradual, es decir, que se ha alcanzado la posición de la irreversibilidad.

A partir de este momento su vida ya no se divide en izquierda y derecha, o bueno y malo, se trabaja sólo con lo necesario, uno es como una pelota que está rodando y ganando impulso. Es importante entender que el proceso de lograr un enfoque conduce a un estado cualitativamente diferente en el que usted realmente entiende sus acciones. Usted entiende su karma, si lo desea.

No se puede pensar mal de la gente, es atípico para usted trampear y hacer acciones originadas en la falta de comprensión o de un deterioro en algo. Pero usted debe comprender que esto no es simplemente una condición psicológica, es un verdadero estado de satisfacción interior, y que se merece tener más de carácter temporal que acciones externas o circunstanciales. De hecho, sus acciones ya están definidas por las tareas que usted ha creado y que entiende por qué. Incluso si usted compra un coche, va a entender por qué lo está comprando, y lo que ve en él. En otras palabras, la cuestión aquí no es sobre la moral y los fundamentos sino, en no envolverse en un flujo vibratorio que degrade la mente.

El principio de la estructuración

La estructuración es una etapa en el desarrollo de la concentración, directamente relacionada con el concepto mismo de la concentración, que puede estructurar el trabajo de nuestro cerebro. Este proceso se relaciona con la creación del centro Niwan-Gong en la cabeza. En este punto, todo el esquema interno de la conciencia, la energía y el cuerpo, cambia debido a que obtiene una fuente de energía adicional, otras propiedades fisiológicas que no había tenido antes.

Por ejemplo, después de haber alcanzado el estado más alto y mejor, ya no se depende del cuerpo físico, ya que se ha pasado a un flujo de vibración constante de una calidad superior. Pero lo más interesante es que se siente físicamente, no se siente el peso del propio cuerpo, no se siente dependiente de ciertas partes de su cuerpo, sólo se tiene que definir la relación con la energía que circula en la forma.

Cada movimiento que hagas en estas condiciones tiene un aspecto interno y sin ningún esfuerzo físico. Por supuesto, esto es un proceso gradual - en primer lugar se va al 30%, luego al 40% y así sucesivamente hasta el 60 - 70%, porque ahí es donde una nueva etapa de la concentración comienza, cambia las funciones de la persona, transformándola en el “hombre perfecto”.

El principio de Sintonía o Tonalidad

La sintonía es el aspecto más elevado de concentración. Está asociado con dos conceptos: el conocimiento y la experiencia. Hagas lo que hagas, se percibe a través del prisma de la estructura. Por ejemplo, si usted toma alguna bebida energética, ve la geometría en la misma, la percibe desde el punto de vista de la geometría. O si se está sosteniendo la mano hacia arriba - para usted no es sólo una mano, se entiende el grado de tensión, el grado de estructuración, es decir, para usted esto es algo más que un concepto general, es un proceso de toma de conciencia, lo que realmente da una idea de lo que hacemos, hacia dónde vamos, por qué ir. Y está por encima de la concentración, que es muy importante.

Bueno, la cosa más importante en este esquema es la experiencia - cuando usted ya tiene de hecho cambiada su frecuencia, su vibración, el tono del cuerpo y además ha experimentado el estado más alto que las personas pueden alcanzar. Este estado es accesible para muy pocos, porque incluso aquellos que están en un nivel más alto, a menudo saltean este estado, pasando a lo más alto. Sí, hay nueve niveles después de esto, pero no están asociados con la calidad humana y por lo tanto no se examinan desde la perspectiva del desarrollo humano.

Usted podría decir: ¿Podemos pasar directamente allí, ¿eh? Por ejemplo, ¿por qué no saltar más allá del tercer nivel? Y de hecho, muchos están tratando de saltar inmediatamente a los niveles superiores. Incluso desde el primer nivel, donde no tienen comprensión de la conciencia. Pero hay una peculiaridad aquí: si ha pasado todas las etapas y ha llegado a la etapa de la experiencia consciente, su mente puede captar los tres niveles de la experiencia súper-consciente, e incluso puede controlar algunos de ellos, algo que no se puede hacer si simplemente han saltado por ahí, es decir pasado por alto. El que salta directamente no tiene el suficiente poder de la conciencia para regular estos procesos, dependerá de la súper-vibración, en el caso, que por supuesto, la naturaleza humana le permita pasar a esta etapa.

Así, hemos hecho una revisión de los procesos de formación. Y ahora, cuando hablamos de concentración, se debe entender cuál es el nivel de esfuerzo del que estamos hablando, y que nuestro esfuerzo realmente se corresponde con el esfuerzo de la concentración.

Entendiendo las condiciones de la concentración, se entiende el método y lo más importante, tenemos una orientación a dónde ir. Las etapas se están llenando, la estructuración, la sincronización, el cuerpo unificado y la tonalidad. A esto le agregamos el centro único (condición postnatal - la posibilidad de unificar el cuerpo), y la condición prenatal o reproductiva (geometría natural), que se asocia con el sistema reproductivo.

 

13 abril 2012

Preguntar al autor


Sólo usuarios registrados pueden postear preguntas. Iniciar sesión.

Para registrarse click aquí..



2145

Enviar a un amigo


Share |
Nombre:
E-mail:
Nombre del amigo:
Mail a un amigo:
Mensaje:
Ingresar símbolos en la imagen:
Ingresar símbolos en la imagen

Imprimir
top